2015

Reseñas flash de cine: Perdida y el Hobbit #3: la batalla de los cinco ejércitos

12:02


Perdida es, a mi parecer, una historia sobrevalorada. No he tenido ocasión de leer la novela en la que se basa la película, pero la adaptación no me parece, ni de lejos, uno de los mejores trabajos de su director, David Fincher, al que considero un titán por films como Seven, Zodiac y, sobre todo, El Club de la Lucha. Su sello está presente en la forma que combina drama y suspense aderezando el conjunto con unas briznas de su humor característico. No diré que sea una mala cinta, pero no cubre mis expectativas, pareciéndome en todo momento demasiado histriónica y teniendo un final en absoluto concluyente ni satisfactorio. He de reconocer que la premisa es buena y supone un soplo de aire fresco en el género, pero ni el caótico montaje (que supongo que responde a la estructura del libro) ni el desarrollo terminan de convencerme, aunque sí las actuaciones de protagonistas y secundarios, así como la retorcida psique del personaje de Amy.

Lo mejor: conocer a unos personajes tan bien creados.
Lo peor: no me termina de enamorar.




Las dos anteriores entregas de la innecesaria trilogía El Hobbit ( y digo innecesaria porque de un libro se las han arreglado para sacar unas nueve horas de metraje...) me encantaron, terminando en mi videoteca y poniendo la guinda en la filmografía de su director, Peter Jackson. En esta ocasión, mis temores se han confirmado. Esta última película concentra toda una batalla y la dilata durante casi tres horas de travellings, movimientos de cámara frenéticos, rugidos de espadas, criaturas monstruosas combatiendo y unos efectos especiales en ocasiones un tanto espeluznantes (solo hay que ver la cara del reno que monta Thranduil y que nos evoca enseguida el rostro de Renesmee, la creepy baby de Crepúsculo...).
No me malinterpretéis, es entretenimiento en estado puro (más para los amantes de la épica, por supuesto), pero me quedo con las "road movie" de la Tierra Media que fueron la primera y la segunda parte y que nos trasladaron desde la Comarca hasta la Montaña Solitaria en un viaje repleto de sobresaltos, momento de tensión y paisajes de ensueño.
Y es que El Hobbit estaba concebida en un principio como una bilogía cinematográfica y eso se nota.
En definitiva, perfecta como visita a la Tierra Media, pero insuficiente como final.

Lo mejor: Bilbo.
Lo peor: unos efectos especiales que flaquean en algunas partes.


También Puede Interesarte

2 confesiones

  1. La de El hobbit seguramente la veamos el sabado.
    La de Perdida quiero leerme el libro antes de verla.
    Besotes

    ResponderEliminar
  2. La película del Hobbit que aquí mencionas es de mis favoritas, considero que no sólo por la historia ha destacado, sino por el excelente reparto que tiene. Dentro de este Richard Armitage es uno de los que en la trilogía ha logrado destacar con buenas actuaciones que han hecho que su personaje continúe en la trilogía.

    ResponderEliminar

Suscríbete